Friday, May 1, 2009

Analísis de una Obra "El Hombre Mediocre"

Los grandes heroes y sus hechos, siempre han servido de estímulo para aquellos que también llevabamos dentro de sí, poco de esos heróes, inventores o soñadores que observamos el mundo de una manera espectacular y grandiosa.

En septiembre del año 1995 siendo estudiante universitaria de termino; tuve la oportunidad de leer la obra literaria "El Hombre Mediocre" de José Ingenieros. Este libro tiene una extraordinaria rectórica que deja una profundad analogía, de lo que debe ser una Sociedad con hombres y mujeres dignos.

José Ingenieros, sintetiza en éste su pensamiento de forma magistral y filosófica. Nos muestra su amplio dominio literario y de vocabulario de palabras, de un profundo significado y reflexión. Pese a, que no contiene lo mejor de su pensamiento y buen carácter literario, el contenido de esta obra filosófica y utópica, tienen un alto nivel de lo ético y moral que debe primar en la vida de cada persona.

José Ingenieros en una parte de su obra, nos muestra los reflejos de aquellos que logran ver algo más en la realidad de nuestro entorno, a traves de las cosas codianas de la vida. Personas con mentes que brillan y llenas de ideas revolucionadas y firmes en su planteamiento, que mantienen una imagen vivás a través de su pensamiento. Solamente suspiran y sueñan con esas quimeras y luchan por alcanzar esa realidad inasible. Componen una parte de la historia del mundo, son nuestros heróes, y a veces son solo representan en la imagen de personajes de histórietas, que casí nos parecen reales.

Son como una fuente de inspiración para nuestro diario vivir, nos envuelven en un mágico ensueño, fundiendo en ocasiones la sintésis suprema de las visiones de un ser espiritual y eterna con los latidos de corazón a corazón. Personas que con su imaginación se convierten en el estirpe de una humanidad perfecta e idealista. Fundando sus ideas de perfección, en la filosofia de la experiencia social y en la revolución misma, dentro de sus corrientes de pensamientos.


Nos muestran que no, somos mediocres en cuanto somos capaces de mejorar nuestro propios resultados de acciones e ideales, aprendiendo de las actividades propias de nuestra propia entelequía. Ya que a menundo con la experiencia humana se van ampliando las ideas y la visión de nuestra realidad, modificando los ideales de la imaginación, que son flexibles y moldeables. Juntas, las experiencias y la imaginación siguen un camino paralelo, ya que una es un hecho firme y la otra solo una hipotésis; pero no por esto deja de ser la madre de toda originalidad, afanosa de perfección.

Es así, como el futuro de la humanidad se identifica con los perfectos, con los que tienen una visión anticipada de la realidad, que habrán de influir en la conducta humana y sobretodo como un instrumento natural a todos los progresos humanos.

El dominio del saber de las ciencias y de todo entendimiento cognositivo nos permiten, mostrarnos rebeldes a toda mediocridad, con un pensamiento analitíco, creativo y aterrizado en la realidad de nuestro diario vivir.

No comments:

Post a Comment